home Actualidad, Cosas Interesantes., nuevo tema, Opinion, Politica Candidatos presidenciales y el regreso de Mulet

Candidatos presidenciales y el regreso de Mulet

Un país como Guatemala, hay que leerlo como el país de los extremos entre ricos y pobres; derecha o izquierda; estás conmigo o estás contra mí, lleno de discursos polarizados de uno y de otro lado. Esto, solo nos convierte en personas y ciudadanos cada vez más intolerantes ante una única realidad que es el subdesarrollo y la anarquía que nos encaminan hacia un estado fallido, digan lo que digan.

Por Jorge Alvarado

La ausencia del Estado en todo sentido y, en todo el territorio nacional, nos está cobrando una factura muy grande con muerte, pobreza, desempleo, falta de servicios básicos dignos como transporte, infraestructura, educación y salud, los cuales nos llevan directo al colapso institucional y social.

Vivimos tiempos inmemoriales con una clase política decadente y retrograda. Previo a las elecciones generales del 2019, vemos la ausencia de liderazgos y no digamos de “notables” que quieran y puedan incursionar en la política para hacer de este hermoso país, una nación próspera, imperfecta, pero funcional.

Ante este escenario vemos que empiezan a aparecer los candidatos presidenciales como Giamattei con VAMOS, Mauricio Radford con FUERZA. Y, también quienes se rumorea que competirán como presidenciables: Sandra Torres, Edmond Mulet, Zury Rios, Thelma Aldana, Edwin Escobar, entre otros.

De Sandra Torres hay que decir que hoy por hoy, es quien tiene la estructura partidaria más grande del país, pero que su imagen se encuentra sumamente desgastada. Aun así, su nivel de reconocimiento y posicionamiento son altos, pero esto podría jugarle en contra.

De todos los nombres mencionados hay un perfil que no puede pasar desapercibido y que muy discretamente viene trabajando fuertemente. Un hombre de familia, que se presenta con habilidades y destrezas muy interesantes, además de peculiares que podría lograr muchas cosas de la política doméstica como externa, con grandes resultados. Un perfil que si de algo no tiene un pelo es de improvisado.

La carta de presentación de Edmond Mulet es la de un diplomático y político nato de los más exitosos de nuestro país con un pedigree tipo A. Una persona admirada y respetada. Dos veces diputado, ex presidente del Congreso de la República, Ex embajador de Guatemala en Washington, Ex embajador de Guatemala ante la Unión Europea, nombrado personaje del año por Prensa Libre en el año 2011, ex jefe de la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití, ex Secretario General Adjunto para Operaciones de Paz en Naciones Unidas y  ex jefe de Gabinete de la Secretaria General de las Naciones Unidas, una hoja de vida por demás impresionante. Sin embargo, sus detractores le acusan de que estuvo vinculado a una red de adopciones en los años 80, además que lo acusan de ser Portillista. La verdad, es un señor de 67 años de edad que lo ha logrado casi todo, y tiene mucho más perder que ganar en una elección presidencial, pues su nombre goza de un prestigio y reputación incuestionable en la comunidad internacional y en los niveles medios o urbanos del país.

Mulet con un fenotipo francés, y aunque muchos lo quieran estigmatizar al decir que la ONU es de izquierda, y por tal motivo él tendría que compartir esa afinidad ideológica, esto nada tiene que ver con la realidad. Habrá que seguir muy de cerca a Mulet que se presenta con un discurso progresista, cauteloso y mesurado que está calando en los analistas como una opción viable que conoce la administración pública, pero, sobre todo, que viene con un “discurso conciliador” y un tono más de sentido común que pasional. Esto lo aleja de los extremos y lo posiciona como una persona de centro derecha que está muy bien ubicado en la realidad del país, y que no necesariamente es pro Cicig pero, tampoco en contra. Lo que quiero decir es que es una figura que puede hacer un balance perfecto entre la realidad y la ciencia ficción. Alguien mucho más objetivo, calculador pero sobre todo astuto y muy hábil para la toma de decisiones.

En suma el mayor temor de los candidatos tradicionales es quien no aparece como favorito pero que su figura podría despegar en cualquier momento, tal como el caso de Mulet, que en silencio viene trabajando muy fuerte el trabajo de base o de tierra y que luego buscará elevar su campaña de aire para que su posicionamiento y reconocimiento realcen su figura política que es lo que ha venido construyendo de forma inteligente.

Lo importante de las elecciones 2019 es participar y ejercer nuestro derecho al voto. Sin embargo, para tomar una decisión hay que analizar los perfiles de los candidatos no solo en lo que han hecho en un momento de su vida sino en el conjunto de su existencia. Aquí viene muy bien ese lema de que a cada candidato hay que conocer, valorar y creer que tiene las aptitudes y actitudes para gobernar este país.


Jorge Alvarado es Estratega Político, especializado en
 Comunicación e Imagen política.Catedrático universitario y columnista en varios medios de opinion
Edmond Mulet
Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial
Facebook
Facebook
YouTube
YouTube